sabato, maggio 14, 2011

I Fuimos reflejo sobre el sendero, heridos bajo la luna. ¿tan solo un dulce sueño podría despertarnos?
II ¿Cómo a esta lluvia los caracoles ríen?. Se anudan almas. De pronto otra caricia su andar ha redimido. III furiosa nube cubre de gris el cielo, llora distante. Cabalgas tan segura ¿tocarás mi ventana? IV Vuela a tu puerta un profundo suspiro. Barco en la arena. Se abre el mar en la noche pero mi halo naufraga. V Bosque de ensueño cubre mi piel herida por la distancia. Deseo fueras árbol infinidad de veces. VI Pronto la luna querrá blanquear tu noche junto a la mía. ¿Miras acaso el cielo perdida en otro tiempo?